Electrolux y voluntarios de nuestra Fundación donan estufas a la Unidad de Oncología Pediátrica del Hospital Sótero del Río

El aislamiento del frío invernal les permitirá a los niños, niñas y adolescentes seguir sus tratamientos de mejor manera en el Hospital de Puente Alto.

Desde hace algunas semanas, los niños, niñas y adolescentes en tratamiento de la Red Pinda estaban sintiendo frío dentro la Unidad Oncológica ambulatoria y la Unidad Hospitalaria Pediátrica del Hospital Dr. Sótero del Río. Pero, gracias a donaciones del voluntariado de Nuestros Hijos y de la empresa Electrolux, actualmente, ya no existe ese problema.

Las donaciones

La Fundación, al enterarse de la situación, de inmediato comenzó a coordinar esfuerzos para terminar con el problema. Así fue como se contactaron con Electrolux, quienes, generosamente, hicieron una rápida donación de dos estufas eléctricas. De estas, una de ellas está ubicada en el pasillo de la Unidad Ambulatoria y la otra en la estación de enfermería.

El día de la entrega quien recibió la donación de las estufas eléctricas en el Hospital fue la doctora María del Pilar Ovalle, quien expresó: “Gracias por tanta ayuda a los benefactores, no saben cuánto significa esto para mejorar la calidad de la atención, y para el equipo el sentirnos apoyados en lo que para nosotros está fuera de alcance, es maravilloso. Profundamente agradecidos”.

La Dra. Ovalle feliz con la donación para los niños. 

Por otro lado, Jazmine Fernández, enfermera coordinadora de Servicios de la Fundación y encargada de Cuidados Paliativos, se contactó con el voluntariado de Nuestros Hijos para solicitar más ayuda para la Unidad. Las voluntarias compraron estufas a gas que estarán ubicadas en los pasillos de la Unidad Oncológica y también adquirieron cortinas roller para poner en las ventanas de cada habitación para aislar las piezas de los pacientes.

Por un invierno sin frío

Gracias a las donaciones de Electrolux y el voluntariado, los niños, sus familias y los doctores ya no pasarán frío dentro de la Unidad Oncológica Pediátrica del Hospital, que fue renovada el 2003 por la Fundación y es considerada la mejor del Sistema Público del país, en cuanto a instalaciones y equipamiento. De esta manera, con la nueva calefacción, estas unidades serán aún más acogedoras y propicias para los tratamientos.